A lo mejor ese es el muro

Andrés Manuel López Obrador sostuvo su primera reunión de alto nivel en su periodo de transición, al reunirse con el Presidente de Guatemala, Jimmy Morales.

 
Al encontrarse en Chiapas, el Presidente electo de México propuso la creación de un fideicomiso entre México, Centroamérica, Estados Unidos y Canadá, para generar empleo en la frontera sur mexicana y la guatemalteca para disminuir la migración ilegal hacia el norte del continente.
 
López Obrador aclaró que este fideicomiso sería financiado por todos los países involucrados en la migración, con aportaciones de acuerdo al tamaño de sus economías para llevar a cabo programas que aminoren este fenómeno.
 
Con esta reunión, Andrés Manuel ejerce un nuevo rol en su Presidencia electa, que es la de mostrarse ya como un jefe de estado que deberá tener un papel relevante en los diferentes fenómenos que aquejan a la zona, incluido la migración.
 
Por cierto, esta reunión entre el Presidente electo y el Presidente de Guatemala fue organizada por el Estado Mayor Presidencial.